Adios 2005

Bueno, otro año que se acaba. Este año ha sido bueno conmigo: tuve la oportunidad de hacer muchas cosas que hacía tiempo tenía en mente, en particular Aconcagua, y más reciente, El Reto del Indio. No logré hacer muchas caminatas por la selva, pero pasé suficientes días bajo las estrellas. Le pusé otros mil kilómetros a mi montañera. Bajé varios ríos nuevos para mi: el San Cristobal y la sección media del Río Grande.

Desde el lado humano, he remado con caras nuevas: mi sobrino Tino, mi sobrina Alex, Iñaki, Scott, y otros que escapan mi miemoria. Bajé el Tabasará con Irving y Lorena y la pasamos fantástico. Este año que viene lo vuelvo a repetir, y creo que esta vez incluyo a Laura en el paseo. Todo lo bueno merece ser repetido. Pude pedalear con mi primo Daniel en el trillo Las Guías y lo anotamos para El Reto del 2006. Creo que este año que viene lo podemos volver un kayakero.

Cumplo 45 años este año que viene en el 2 de enero. No tengo quejas: ¡ojalá mis próximos 45 sean tan buenos como los primeros!

Deja un comentario